Banner

Pongamos limite a la pobreza. La importancia de determinar el umbral de pobreza

Ingresos Dignos

30/04/2019

En Elkartzen pensamos que toda persona tiene que tener garantizados unos ingresos mínimos dignos para poder hacer efectiva la participación social activa. Aun cuando pueda parecer una obviedad, el fenómeno de la pobreza, su comprensión y explicación, parten de una cuestión clave: la desigual distribución de la riqueza y de la renta, tanto en sentido “vertical” (rentas del trabajo y rentas del capital) como en sentido “horizontal” (distribución de recursos entre la población).

Los informes oficiales nos hablan de pobreza relativa, precariedad, ausencia de bienestar, etc., manipulando índices y números que enmascaran la verdadera realidad. Elkartzen lleva años reclamando, que se establezca un criterio homogéneo para definir y determinar el Umbral de Pobreza. Se trata de definir una referencia en base a los niveles de rentas y precios de una sociedad y a partir de estos se determina el mínimo que necesita una persona para vivir con un mínimo de dignidad. Desde Elkartzen pensamos que se debe utilizar esa referencia a la hora de calcular todas las asignaciones económicas mínimas, como el Salario Mínimo Interprofesional, las prestaciones sociales en pensiones, la Renta de Garantía de Ingresos, la Renta de Inclusión Social, etc., de forma que estas nunca sean inferiores al Umbral de Pobreza.

Las instituciones europeas y estatales basan la determinación del Umbral de Pobreza en la mediana de la renta disponible equivalente, es decir, de los salarios para la mayoría de la población. Teniendo en cuenta que desde mediados de la década de los setenta la participación de la población asalariada en la riqueza generada ha descendido mientras que la parte apropiada por el capital ha aumentado sustancialmente: en 1977 la remuneración de la población asalariada representaba el 67,3% del PIB, mientras que en 2012 este porcentaje se ha reducido al 48,6%, nuestra propuesta pasa por indexar los salarios al PIB per cápita. Aunque somos conscientes de las limitaciones que presenta el PIB a la hora de contabilizar la riqueza generada (no contabiliza el fraude fiscal, ni la economía sumergida, ni que decir el trabajo reproductivo sin el cual esta sociedad no conseguiría sobrevivir), y estando abiertas a las aportaciones que puedan llegar, pensamos que este método tiene la virtud de anclar la distribución de la riqueza a su generación.

Así, planteamos un sistema de indización automático articulado en función del PIB de cada territorio, según el cual:

1- El SMI no debería nunca ser inferior al 50% del PIB per cápita.
El SMI actual, está creando “trabajadores pobres”. Siguiendo nuestra metodología para Hego Euskal Herria en 2019 el SMI (y por ende la pensión mínima) se establecería en 1.412,40 euros al mes, frente a los 900 euros establecidos por Madrid.

2- Ninguna prestación debería ser inferior al 37,5% del PIB per cápita, que pasaría a ser considerado el Umbral de Pobreza.
Es cierto que solo con garantizar rentas y salarios en el Umbral de Pobreza no vamos a conseguir acabar con la pobreza. Asegurar unas condiciones laborales dignas para acabar con la explotación, poner límite a los desorbitados precios de las viviendas y alquileres, son solo algunas de las cuestiones imprescindibles para acabar con la pobreza de una manera integral.


EN ELKARTZEN HEMOS CALCULADO EL UMBRAL DE POBREZA PARA 2019


En 2019 el Umbral de Pobreza para Hego Euskal Herria queda señalado en 12.711,67 euros, lo que significa una cantidad mensual de 1.059,30 euros por lo que Elkartzen reivindica unas prestaciones o salario social por encima de este valor.

Tanto el actual Salario Mínimo Interprofesional, como muchos otros salarios, diferentes prestaciones sociales, la Renta de Garantía de Ingresos, la Renta de Inserción Social así como demasiadas  pensiones, especialmente las no contributivas y las de viudedad, se encuentran en estos momentos por debajo del Umbral de Pobreza según nuestra metodología.

El Umbral de Pobreza es un instrumento eficaz para reducir las desigualdades sociales. Para asegurar una dignidad mínima a toda persona. Es un mecanismo automático para el reparto de la riqueza, ya que si la riqueza aumenta, aumenta también la cantidad del umbral y se disminuye, también disminuye dicha cantidad. De igual manera ayuda a garantizar unas condiciones de trabajo más dignas que las actuales, así como para hacer frente a la explotación, a los recortes sociales y a los laborales. No solo ancla la distribución de la riqueza a su creación sino que simplifica el sistema de prestaciones acabando con los regímenes especiales de la seguridad social discriminadores de género, dando pasos en la creación de un único régimen general. De igual manera reparte la riqueza generada por todos de una manera más equilibrada pero lo más importante es que asegura una dignidad mínima a toda persona, y en especial en el aumento de la autoestima e independencia de la mujer frente al hombre.

Detrás de los fríos números en Euskal Herria un tercio de la población (1 de cada 3!) de Euskal Herria sobrevive por debajo del Umbral de Pobreza, en silencio e invisibles a nuestro deambular frenético. Es hora de despertar de concienciarse y de plantarle cara al sistema. Ante el expolio masivo de lo público para privatizarlo, ante el supuesto estado de bienestar que no es más que de malestar, ante el miedo y el desamparo, ante esta guerra soterrada que están librando contra la inmensa mayoría de la población, urge poner límite a la pobreza.

Los últimos acontecimientos que estamos observando, con la movilización activa por parte de las personas mayores en nuestras ciudades, nos reafirman en pensar que el establecimiento de un sistema objetivo de contabilidad en los porcentajes de percepción es imprescindible para poder hacer frente a la mal llamada brecha salarial (eufemismo de discriminación salarial, algo prohibido por diferentes constituciones y normas internacionales), al abandono que están sufriendo las personas pensionistas y a la precariedad a la que nos condenan al conjunto de la clase trabajadora vasca.

Estamos hablando de que ninguna persona trabajadora ni ninguna pensionista, debiera de percibir un salario igual o inferior a 1.412,40 euros al mes; como de igual manera, ninguna prestación o ayuda social, como la Renta de Garantía de Ingresos o la Renta de Inserción Social, debiera ser igual o inferior a 1.059,30 euros al mes.



¡LUCHA POR TUS DERECHOS SOCIALES! ¡HAZ FRENTE A LA PRECARIEDAD! ¡TRANSFORMA LA SOCIEDAD!

En Euskal Herria a 2 de mayo del 2019


 

28 de Abril Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo

Fechas significativas

25/04/2019

Un año más la clase trabajadora tenemos que contabilizar y denunciar las consecuencias del sistema capitalista y de sus gestores políticos, que todos los años, sólo por haber ido a trabajar, acarrea un sufrimiento terrible.

La clase trabajadora la conformamos personas que tenemos caras y ojos, que tenemos seres queridos en nuestro alrededor y sentimientos, es hora de gritar ante la explotación, el miedo y la miseria, ¡BASTA YA!

En el año 2018 a consecuencia de la explotación empresarial y la precariedad laboral murieron en Euskal Herria por accidentes laborales 68 personas, y en lo que llevamos de año ya han perdido la vida 15. Pero se esconde que a consecuencia de las enfermedades contraídas por el trabajo, murieron también más de 1.200 personas en 2018 y más de 370 en lo que va de año. Son los datos que se extraen de las estimaciones de la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo que determina que por cada trabajador o trabajadora  muerta en accidente laboral mueren más de 18 por enfermedades derivadas de sus trabajos.

Y ¿que importan nuestras vidas si luego somos sustituidas por otra? o simplemente ¿si se ahorran ese puesto de trabajo? El negocio siempre está por encima de las personas, somos mercancía de usar y tirar. Las leyes, la judicatura, las instituciones, las mutuas... todo son instrumentos para favorecer al empresariado y mantener la "paz social" que necesita el sistema para poder reproducirse.

La clase trabajadora y capas populares creamos la riqueza pero el esfuerzo y el trabajo nos trae consecuencias terribles: sueldos de miseria, precariedad, paro, recorte de derechos, mala calidad de vida, enfermedades y muerte. Mientras, sin derramar una gota de sangre, el empresariado se lleva las plusvalías.

¿Por qué las instituciones silencian los datos de las personas trabajadoras muertas por el trabajo? Las estadísticas son demoledoras. ¿No es esto violencia consentida? ¿Acaso no hay responsables de que esta lacra siga matando?

El miedo a perder nuestro trabajo, a quedarnos en el paro, a no tener ingresos para hacer frente a las cada vez más elevadas facturas, servicios... es utilizado por la patronal y las instituciones para que renunciemos a nuestros derechos y nos convirtamos en personas completamente sumisas. No dejemos que se salgan con la suya. La conciencia de clase nos tiene que hacer salir a la calle, rebelarnos, organizarnos y luchar. El próximo día 28 y todos los días del año.


Gora Euskal Herriko langileria!


en Euskal Herria a 26 de abril de 2019

 

Martxoaren 8an denok grebara

Fechas significativas

06/03/2019

Urtero bezala martxoak 8a egun garrantzitsua da Euskal Herrian. Urtero adierazpenek, aldarrikapenek eta manifestazioek betetzen dituzte gure herriko kale eta kantoiak, herri zein hirietan. Halere, zerbait aldatu da gure herri txiki honetan. Iaz, feminismoak izaten ohi duen ausardiaz, greba feminista deitu zen Euskal Herrian zein munduko beste leku askotan ere. Batzuek iniziatiba hau erreserbarekin ikusten bazuten ere egundoko ohiartzun izan zuen garaipena izan zen.

 

Iazko greba urte luzeen lanaren ondorioz bezala baino ezin da ulertu. Normalean gure egunerokotasunean zaila izaten dugu gure borroken emaitzak ikustea eta gure galeretan galdu ohi gara etsipenez. Iaz ikusi genuen eztanda feminista lan sakon eta etengabekoaren emaitza izan zen. Egunero ikusten ez ditugun fruituak baina egun berezi gutxi batzuetan bere osotasunez ikusteko aukera izugarriak izaten duguna. Halere, oraindik bide luzea dugu aurretik.

Gutxi aldatu dira gure bizitzak iaztik hona. Emakumeok jazaten ditugun zapalkuntza eta esplotazio guztiek bere horretan jarraitzen dute. Gu aldiz pixka bat kontzienteagoak gara egun eta hori da, hain zuzen ere, askatasunerako gakoa.

Euskal Herriko emakumeok anitzak gara eta gure ezaugarriak ere era askotakoak dira. Emakumeok gure izaera eta identitatea definitzen dituzten aldagai askok zeharkatzen gaituzte eta oso presente izan behar dugu intersekzionalitate hori. Gure arteko aliantzak sortu nahi baditugu ezaugarritzen gaituzten aldagai ezberdinak ezagutu eta aldarrikatu behar ditugu beti ere norberaren pribilegioak onartuz eta hauei uko egiten hasiz. Emakume eta langileak izateak batzen gaitu baina banatzen gaituenari ez badiogu aurre egiten ez dugu biltzerik izango.

 

Horregaitk Euskal Herriko emakumea langileak deitu nahi ditugu aurtengo Martxoak 8an egiten ditugun lan guztiak bertan behera uzteko. Lan produktiboak zein erreproduktiboak, esparru publikoan zein pribatuan, soldatapeko lanak zein ordaindu gabeko lanak. Lan guztiak utzi eta gure kale eta plazak aldarrikapen eta ohiu feminista ozen batekin betetzera deitu nahi zaituztegu. Feminismoa jendarte osoaren egunerokotasunean txertatzen den bitartean egun berezietan ikusgarri egin dezagun. Urte luze eta lan astun eta sakon horren emaitzak ikusgarri egin ditzagun.

 

Martxoaren 8an Greba Orokorra deitua dago Euskal Herrian. Greba defentsarako gure eskuetan daukagun tresna bat da. Badugu zer esan eta nola borrokatu. Egin diezaiogun aurre gure aurkako indarkeria sortzen eta birsortzen duen sistema kapitalista eta cisheteropatriarkal honi.

 

Gora borroka feminista!!!!

Euskal Herrian, 2019ko martxoaren 6an

 

Un analisis crítico de los presupuestos 2019 de Hego Euskal Herria en el apartado de vivienda

Presupuestos

05/02/2019

(al final documento íntegro en pdf)

LOS ÚLTIMOS PRESUPUESTOS SON PAPEL MOJADO, SIGUEN SIN RESPONDER A LOS OBJETIVOS QUE PROCLAMAN LOS PARTIDOS EN EL GOBIERNO ¿DERECHO AL USO DE UNA VIVIENDA? UN DERECHO NEGADO DE FACTO POR UNOS PRESUPUESTOS ANTISOCIALES.

Los presupuestos son un instrumento clave para repartir la riqueza y garantizar a todas las personas los mínimos necesarios para vivir con dignidad. No podemos dejar en manos del poder capitalista y sus partidos del régimen las decisiones en materia presupuestaria. Pero es que además, la clase política tiene tan poca vergüenza que ya ni siquiera cumplen lo que dicen. Desde los diferentes gobiernos se nos dice que los presupuestos son los más sociales posibles, cuando la realidad nos demuestra que la verdadera participación del gasto social directo realizado por las instituciones públicas de Hego Euskal Herria se va hundiendo paulatinamente.
La recaudación de las distintas Administraciones es absorbida año tras año por el Cupo y el Convenio, el pago de la deuda y el propio mantenimiento burocrático del sector público. Como se recoge en los presupuestos de Araba, Bizkaia, Gipuzkoa y Nafarroa Garaia del 2018 y 2019 el objetivo es rebajar el déficit y la deuda, todo ello en cumplimiento de la ley estatal de Estabilidad presupuestaria y Sostenibilidad financiera.
Si comparamos los presupuestos actuales con las partidas destinadas hace 10 años, los recortes han sido abrumadores, por no decir indecentes. En 2019 el gasto en la Viceconsejería de Vivienda del Gobierno Vasco (incluidos todos los gastos de personal y funcionamiento de la Administración Pública) estaba previsto que fueran 141,80 millones de euros, aunque finalmente serán de 126,90 por la prórroga de los presupuestos, cuando en 2009 fue de 217,40 millones, esto es 90,50 millones menos que en 2009. En Nafarroa Garaia en 2019 se destinan 60,62 millones de euros, mientras que en 2008 se destinaron 273,88 millones de euros, esto es  213,26 millones de euros menos.
Ambos Gobiernos nos están transmitiendo durante años la necesidad de priorizar el alquiler y social  frente a la venta, pero esta prioridad se ha convertido en papel mojado, como los datos lo demuestran.
En el Plan de Vivienda 2018-2028 de Nafarroa Garaia, para el periodo 2018-2021 se pretenden promover 615 viviendas protegidas en alquiler, frente a las 1.100 viviendas protegidas en compra, casi el doble. En el diagnostico de dicho Plan, podemos observar que de las 55.895 viviendas protegidas existentes, tan solo 4.917 son destinadas al alquiler (8,8%).
En Araba, Bizkaia y Gipuzkoa, mientras que en el periodo 2013-2016 las viviendas protegidas en venta superaron ampliamente las expectativas iníciales (117,7%), el arrendamiento protegido apenas llega a la cuarta parte (12,8%). ¿Y a esto le llaman promocionar el alquiler?
Tanto NASUVINSA como ETXEBIDE favorecen el trasvase de dinero público a manos privadas  asegurando a los propietarios de viviendas vacías que alquilen sus viviendas una renta mensual 550€ en Nafarroa Garaia y hasta 600€ en Araba, Bizkaia, Gipuzkoa.
La dotación a vivienda en 2018 y 2019 (prorrogados) en Araba, Bizkaia, Gipuzkoa es poco más de la mitad que en 2009, esto es se van a destinar 90,50 millones de euros menos.

Leer más: Un analisis crítico de los presupuestos 2019 de Hego Euskal Herria en el apartado de vivienda

 

ERASOEN AURREAN ERANTZUN ZUZENA

Fechas significativas

22/11/2018

Beste urte batez azaroak 25a gainean dugu eta halabeharrez indarkeria matxistaz hitz egin behar dugu. Ez gara nekatzen sistema patriarkalak dituen ezaugarri eta ondorioak azalarazteaz. Ezaugarri eta ondorio horietaz aldiz, zeharo nekatututa gaude. Sarri esan dugu ere, indarkeria fisikoa irmoki erantzun behar den eraso bortitzena izanik ere, indarkeriaz ari garenean indarkeria mota honetara mugatzea arazoaren garrantzia eta sakontasuna itxuragabetzea izango litzatekeela.

Patriarkatuak jendartearen eremu guztiak eta eremu guzti horien alde eta zirrikitu guztiak zeharkatzen ditu. Gure zainetatik hedatzen da gure beldur eta aurreiritziz elikatuz. Indarkeria matxistaz ari garenean egunero egunero gure bizitzen arlo guzti guztietan pairatzen ditugun indarkeria ezberdin eta maila anitzetako indarkeriaz ari gara. Patriarkatua pairatzen dugunok ere anitzak gara eta gure ezaugarri eta errealitateen arabera ere jasatzen dugun indarkeria anitza da bere ezaugarri eta ezarpenean. Modu zabal eta kexkagarrian normalizatuta, eta ondorioz onartuta, ditugun jokaera patriarkalak eguneroko ogia dira guretzat.

Indarkeria kapitalismoaren oinarrizko elementu eta ezaugarria da. Zentzu horretan eta patriarkatua kapitalismoa sostengatzen duen zutabe garrantzitsu eta sendoena izanik, gure kontrako indarkeria ezin bortitzagoa izateaz gain funtsezko tresna da kapitalismoaren bizipenerako eta garapenerako.

Ataka honetan bere biziko garrantzia du autodefentsa eta indarkeria eremu eta modu ezberdinetan pairatzen dugun heinean, eremu eta modu ezberdinetan defendatzen ikasi behar dugu. Horretan gaude eta ez gara atzera pausorik emango. Hasi gara. Duela urte asko hasi ginen. Eskerrak feminismoei. Eskerrak lehenik eta behin erasotuak izaten ari ginela erakusteagatik. Eskerrak defendatu behar ginela adierazteagatik. Eskerrak defendatzen irakasteagatik. Eskerrak defendatzeagatik, feminismoak beraiek defentsa indartsuenak baitira.

Martxoaren 8an Greba Orokorra deitua dago Euskal Herrian. Greba defentsarako gure eskuetan daukagun beste tresna bat da. Zentzu horretan dei egin nahi dugu Euskal Herrian patriarkatua pairatzen duten guztiei datorren martxoaren 8an greba egitera eta kaleak gure aldarrikapenez betetzera. Badugu zer esan eta nola borrokatu. Egin diezaiogun aurre gure aurkako indarkeria sortzen eta birsortzen duen sistema kapitalista eta patriarkal honi.


Defenda gaitezen!!!!
Gora borroka feminista!!!!

Euskal Herrian, 2018ko azaroaren 22an

 

Página 1 de 19

«InicioPrev12345678910PróximoFin»

TWITTER